CodeBox.es

Actualidad, Tecnología, Marketing y más

Tecnología

Campañas de Marketing sobre el Alzheimer

No salen las cuentas, tenemos muchas dificultades para pagar las nóminas”. Esta frase la podríamos sentir de muchas entidades que hacen trabajo en el Penedès, pero quien la dice es Àngels Cererols, médica y presidenta de Llambrusca, que agrupa familiares de enfermos de Alzheimer y profesionales que los atienen.

Ante esta realidad, los administradores de la Fiesta Mayor de Vilafranca de este año han decidido destinar precisamente el 0,7% de los donativos privados a esta entidad. Además, el próximo sábado 20 de septiembre Llambrusca organiza el ya tradicional Cena solidaria por la lucha contra Alzheimer.

Estará amenizado por la soprano Marta Brucart, el humorista Josep López, el cantautor Paton Soler y la rumba catalana del Chele. Se hará al Teatro Hace falta Seta y empezará a las 21h. El coste de un cubierto es de 30 euros. Pero por qué necesitan el dinero? Qué trabajo hace esta entidad? He quedado con Àngels Cererols porque nos lo explique: “Una de las principales actividades que hacemos son los talleres dirigidos a los enfermos, que tienen un coste importante porque los hacen profesionales”. Y cómo se sufragan?

“Las familias aportan una parte importante del coste, en función de los días que el enfermo asista al taller. El máximo que llegan a pagar son 300 euros al mes si traen la persona 4 horas 5 tardes cada semana”. Pero esto no llega a cubrir el coste total, y por lo tanto necesitan apoyo de las administraciones públicas (que se ha ido reduciendo) y los ingresos de actividades como la cena solidaria.

Envejecer con una vida social activa La presidente de Llambrusca explica que los pacientes que van son sobre todo de los que más se mueven y que pueden llegar a causar más dolores de cabeza a sus familiares, pero que los que están más inactivos no van tanto. Y se queja que esto no puede ser: “Tienen que venir todos, precisamente a los que pasan buena parte del día dormitant los conviene muchísimo venir a los talleres y relacionarse”. Àngels Cererols lamenta que nos encontramos en un momento en que la población todavía no es bastante consciente de la necesidad que las personas grandes y las que sufren demencias tienen que mantener una vida social activa: “Cuando una persona envejece se tiene que mantener activa en tres sentidos: físicamente (esto ya está bastante asumido), psíquicamente (cosa que no significa jugar cada día al dominó o coser) y socialmente.

No olvidamos que la gente que está sola envejece mucho más rápido. Así que el que tenemos que animar todo el mundo es a salir de casa y a relacionarse. Y esto es el que incentivamos a Llambrusca”. Esta doctora añade una clave para mantenerse activo y para parar el desarrollo de las demencias: “Es importante detectar temprano la enfermedad, puesto que cuando empezamos a actuar para frenarla, partimos de las capacidades que mantiene el paciente, y cuanto menos avanzada mejor”. Y explica un elemento a tener en cuenta: “Hay capacidades que nos parece que las hemos perdido porque hace tiempos que no las ejercitamos, pero si nos ponemos a trabajar las podremos reactivar”. Tanto los enfermos como los familiares que acuden a Llambrusca quedan muy contentos del trabajo de la asociación, pero el problema es que hagan el primer paso de ir.

Así que, todo y las dificultades económicas por las que atraviesan, Cererols destaca que el principal problema que tienen es la mentalidad de la gente, que no se decide a asistir. Talleres por enfermos, familiares y profesionales Ya hace algún tiempo que a los talleres de Llambrusca no asisten sólo pacientes con Alzheimer, sino también personas con otras enfermedades neurodegeneratives, como el Parkinson. Se han abierto porque sino estas personas no tendrían donde ir a la comarca. A Llambrusca no sólo hacen talleres por los enfermos, sino también por los familiares y por los profesionales, como por ejemplo como mejorar la comunicación con las personas afectadas. Además, también organizan encuentros familiares.

Todo este amplio abanico de oferta para afrontar Alzheimer está abierto a todo el mundo, también a las personas con dificultades económicas, puesto que las ayudan a buscar los recursos porque nadie se quede sin poder ir a los talleres. Para tener más información sólo hay que ponerse en contacto con la asociación. Así pues, ya lo sabemos: el que hace falta es mentalitzar-se sobre la necesidad de mantenerse activo en todos los sentidos y salir de casa para relacionarse con otras personas.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.